“AUSTRIA PRIMERO” COMO TAREA PARA LA SOCIEDAD EN SU CONJUNTO

Haimbuchner pide el “principio de patriotismo” en los contratos públicos

Fuente: Land OÖ

Oberösterreich (Alta Austria). El diputado del gobernador de Oberösterreich, Manfred Haimbuchner (FPÖ), quiere apoderarse de las empresas y negocios locales en estos tiempos de crisis.

En un correo, el jefe del estado azul declara que la decisión nacional debería “servir al beneficio de Austria en su conjunto”. Por lo tanto, esto también debe incluir las preocupación por las empresas nacionales: “Al realizar pedidos de dinero de impuestos y subsidios estatales, se debe aplicar lo siguiente: ‘¡Austria primero!’”

Haimbuchner quiere confiar en especialistas locales

Haimbuchner también planea promover este “principio de patriotismo” con el Ministro Federal de Innovación y Tecnología, Leonore Gewessler (Verdes). Su enfoque principal es “Apoyar la innovación y las empresas centradas en la investigación en la Alta Austria”. En cualquier caso, el Estado está comprometido con su industria y sus sitios de producción nacional. “Es muy importante para mí que la industria y la economía tengan lugar donde los especialistas de la Alta Austria estén arraigados no en China, Rusia o Silicon Valley”, continuó el político de primera línea.

Deimek (FPÖ) creó un catálogo de medidas

Anteriormente, el miembro del Consejo Nacional del FPÖ Gerhard Deimek se había puesto en contacto con Haimbuchner y el gobernador Thomas Stelzer (ÖVP). En una carta, les agradeció a ambos por su “contribución integral para combatir la actual crisis del coronavirus”. También puntualizó medidas para apoyar a las empresas en nuestro Estado y para preservar los empleos en la región.

Aquí son particularmente importantes las empresas que “no solo investigan y desarrollan tecnologías futuras, sino que también representan una parte esencial del futuro económico y empresarial de Austria”.

Como austríaco lo enorgullece, dice Deimek, de que muchas de estas compañías estén ubicadas en su Estado Federal de origen, “en el corazón de la industria exportadora austriaca”: “Ahora no solo es importante apoyar el presente económico sino también asegurar el futuro económico, un futuro que está en estas mismas empresas”.

 

Nota original; “’Österreich Zuerst’ als gesamtgesellschaftliche aufgabe. Haimbuchner fordert „Patriotismusprinzip“ bei öffentlichen Aufträgen”. Wochenblick, 22/03/2020, <https://www.wochenblick.at/haimbuchner-fordert-patriotismusprinzip-bei-oeffentlichen-auftraegen/>.

EL OTRO VIRUS, EL QUE NO LLEGÓ DE AFUERA.

Editorial de El DeberSanta Cruz de la Sierra, Bolivia.

Imagen de Gerd Altmann en Pixabay

Bolivia ha entrado en la cuarentena completa: todos deben permanecer en sus hogares las 24 horas durante al menos 14 días, después de los cuales probablemente se extenderá la medida porque nada hace pensar que hasta entonces se resuelva el mal del coronavirus

La decisión fue anunciada este sábado e implica que mercados y centros de abastecimiento abrirán hasta mediodía y que solo una persona por familia podrá salir a hacer las compras, que ojalá se haga una vez por semana en cada familia y no todos los días porque entonces veremos mucha gente por las calles. Farmacias, banca, fábricas y transporte de alimentos continuarán funcionando y atendiendo las necesidades de las personas. El transporte público y privado quedaron suspendidos.

Ahora lo que se necesita es que la población asuma por fin conciencia de la gravedad del virus y acate las restricciones, cosa que hasta ahora no ha estado ocurriendo. Se ha visto una actividad muy intensa durante las horas permitidas de circulación y en las horas del confinamiento tampoco se ha estado cumpliendo la medida porque en muchas casas se continuaban organizando reuniones sociales ‘a escondidas’, como si esto se tratara de un juego.

Que los bolivianos son ciudadanos muy particulares y especiales, lo sabemos todos, pero eso no les da derecho a afrontar esta emergencia sanitaria del país y del mundo con la irresponsabilidad con la que se ha estado actuando. Hay que vencer primero ese otro virus interno que nos hace actuar en forma imprudente, poco responsable ante la emergencia y sin la conciencia necesaria para el caso.

No tendría que hacer falta el uso de la fuerza pública y la penalización para que la cuarentena se cumpla, debiera ser suficiente con comprender que no exponerse a los contagios es la única forma de evitar que el mal se propague de la manera que lo ha hecho en países como Italia y España.

Hace falta mucha educación para que la gente lo entienda y aprenda a convivir con esta nueva realidad que hoy nos toca con madurez y sensatez.

En ese sentido, son cuando menos incomprensibles esos gestos de los ciudadanos que este sábado, tras el anuncio de la presidenta Jeanine Áñez, se volcaron sobre los surtidores a llenar de combustible los tanques de sus vehículos, los cuales no podrán usar quién sabe por cuánto tiempo hasta que pase la crisis sanitaria. ¿Para qué? Es la pregunta que nadie podría responder con algo de coherencia tras observar ese bochornoso espectáculo en las gasolineras. De manera insistente se informó que el abastecimiento del combustible sería normal durante estos días, pero nada alcanzó para detener a los frenéticos propietarios de autos a ‘fulear’ los tanques, provocando enormes colas, estrés y sensación de desesperación.

Vienen días de encierro real y la población tendrá que armarse de mucha paciencia, y encontrar formas creativas de pasar el tiempo dentro de casa. No caben las actitudes falsamente rebeldes ante el encierro sanitario: lo están haciendo en todo el mundo, no es un capricho de nadie. Es por el bien de ellos mismos y del resto de la población. Más bien es una ocasión oportuna para desarrollar actividades que en condiciones normales están en desuso o en el olvido en la sociedad boliviana como la lectura, por ejemplo, que buena falta hace.

Tomado de El Deber, Santa Cruz de la Sierra, Bolivia, <https://eldeber.com.bo/170406_el-otro-virus-el-que-no-llego-de-afuera>.