Archivo de la etiqueta: China

LOS ESTADOS CHINO, ESPAÑOL Y BRITÁNICO SE HACEN DE LA PESCA ARGENTINA

César Augusto Lerena*

En el siglo XXI los Estados que necesitan los recursos naturales no siempre invaden los territorios o los adquieren a quienes los tienen; muchas veces, se apropian de estos recursos de los países en desarrollo, mediante su explotación ilegal o mediante la compra de sociedades que son concesionarias de permisos de explotación o captura.

Teniendo en cuenta los porcentuales indicados por la FAO, estimamos (César Lerena, CESPEL, Centro de Estudios para la Pesca Latinoamericana, 2022) que en Suramérica y El Caribe los Estados de pabellón que capturan a distancia los recursos migratorios originarios de las ZEE o viceversa, realizan una pesca ilegal (INDNR) del orden de los 7,8 millones de toneladas anuales por unos 11.770 millones de dólares. Sin contabilizar los descartes de pesca incidental y/o especies no comerciales realizados por los Estados ribereños en las ZEE. Sea Around Us, de la Universidad de Columbia Británica (Canadá) y la Universidad de Australia Occidental (Paloma Fidalgo, El Plural, 29/06/2017) informó que: «Las flotas pesqueras industriales arrojan anualmente casi 10 millones de toneladas de pescado potencialmente utilizable, pero ya muerto, a mares y océanos de todo el planeta»; que, además de la inmensa pérdida de proteínas que necesita el mundo, provoca una contaminación orgánica inconmensurable de los océanos.

Según la FAO (Percentages of Biologically sustainable and unsustainable fishery stocks by FAO Mayor Fishing Área, 2019) en el Área 41 (Atlántico Suroccidental) el 40% de las poblaciones pesqueras son biológicamente insostenibles y, como refiere el citado informe, los principales responsables son los Estados de pabellón; indicándose, en el muy elocuente mensaje del Programa 21 de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Medio Ambiente y el Desarrollo (Brasil, 1992); que «la ordenación debe hacerse en la pesca de altura, en la que se plantean los problemas de la pesca incontrolada», y donde el 85% de las capturas la realizan cinco países: CHINA, ESPAÑA, TAIWÁN, JAPÓN Y COREA DEL SUR, quienes del total mundial de 37 millones de horas de pesca sus buques ocupan unas 25 millones de horas; motivo por el cual, el mayor daño no lo ocasionan los 216 países restantes que pescan en el mundo, sino que lo generan solo cinco Estados de pabellón y, por lo tanto, los esfuerzos por mejorar la administración de los recursos en la ZEE de los Estados ribereños (por ejemplo, Argentina) tendrán pobres resultados sino se trabaja sobre esos países que son responsables de las capturas en alta mar e, igualmente responsables, del desequilibrio de los ecosistemas, ya que juntos capturan unas 26 millones de toneladas del total 84 millones/año (2019); es decir, el 31% de las capturas sobre «221 Estados que notificaron algún tipo de actividad de comercial pesquera» (FAO, “Estado Mundial de la Pesca y la Acuicultura”, p: 18, 2020);

A las flotas mencionadas, debemos agregar que en el Atlántico Suroccidental, los buques españoles arriaron su bandera y colocaron la bandera ilegal de la “Unión Jack y Unión Flag” para pescar en el área de Malvinas con las empresas asociadas españolas-británicas que, insólitamente, operan subsidiadas, en perjuicio de las propias empresas nacionales y españolas radicadas en el país, pese a la separación del Reino Unido de la Unión Europea.

En este estado de cosas, en la Argentina, del total de dólares de las exportaciones pesqueras declaradas en 2022 (uno de los valores más bajos del quinquenio, fueron 434.00 toneladas por valor de US$ 1.800 millones) procedentes de la captura en su Zona Económica Exclusiva (ZEE) Argentina, un 70% está en manos de 20 grupos empresarios y un 30% de las 174 empresas exportadoras restantes. De esos 20 grupos el 70% son sociedades de capitales extranjeros y un 30% de empresas nacionales y de esas empresas extranjeras el 70% son empresas de capitales chinos y españoles.

No estamos en contra de las inversiones extranjeras, sí en desacuerdo con la concentración empresarial; más aún con la exportación por parte de éstas de materias primas sin valor agregado que transfieren la manufactura y mano de obra argentina a terceros países (Guatemala, Perú, Tailandia, Vietnam), quienes le agregan valor y reexportan los productos o, bien, la exportación a los países desarrollados que los transforman las materias primas argentinas para su consumo o reexportación. Y, nos asombra (¡!), que mientras embarcaciones chinas y españolas depredan nuestros recursos migratorios originarios de la ZEE Argentina en alta mar y Malvinas, la Secretaría de Agricultura, Ganadería y Pesca, el Consejo Federal Pesquero integrado por todas las provincias del litoral marítimo y la Secretaría de Malvinas de la Cancillería Argentina no establecen ninguna estrategia respecto a las empresas del Estado chino a las que se les otorga o transfiere permisos de pesca en la Argentina y, otro tanto, a las españolas, donde el Estado español admite la pesca de sus buques violando los artículos 91º, 92º, 216º, 217º y otros de la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar (CONVEMAR), la Resolución 31/49 de las Naciones Unidas y, en su caso, las leyes 24.922, 26.386 y 27.564.

Sobre los buques chinos radicados o no en la Argentina no hay duda que, salvando alguna honrosa excepción, las empresas pertenecen al Estado chino; pero, respecto a los españoles no radicados en la Argentina: ¿Dónde está “la relación auténtica entre el Estado y el buque” que les ha permitido enarbolar el pabellón a los buques españoles que pescan ilegalmente en Malvinas y los recursos migratorios originarios de la ZEE? ¿Qué requisitos les han exigido las Autoridades españolas a la hora de concederles la nacionalidad a los buques que realizan pesca ilegal (INDNR) en el Atlántico Suroccidental? ¿Olvida España que los buques bajo su pabellón están sometidos, en alta mar, a la jurisdicción exclusiva de dicho Estado?

¿Qué hacen las empresas chinas y españolas radicadas en la Argentina al respecto?

Por si algo faltaba, algunas de estas empresas, con unas irrelevantes empresas argentinas, reeditan la llamada OPRAS (Organización de Protección de los Recursos del Atlántico Sur). ¿Alguien podría imaginar que empresas del Estado chino radicadas en la Argentina —el mismo Estado que con cientos de buques pesca en forma ilegal (INDNR) en el Atlántico Suroccidental— podrían “proteger” los recursos pesqueros en este Atlántico o que empresas españolas igualmente radicadas en la Argentina podrían proteger nuestros recursos, cuando 16 buques arrastreros gallegos del Estado Español —a pesar de que éste ha reconocido la soberanía Argentina de Malvinas— asociados a los británicos radicados en este archipiélago, extraen todos los años cientos de miles de toneladas de recursos pesqueros argentinos?

En este escenario, Juan Redini que, pese a contar con un solo buque (¿?), es el presidente de CAPA (Cámara de Armadores Poteros Argentinos) y de la citada OPRAS, reconociendo que «habla periódicamente con el Subsecretario de Pesca (Carlos Liberman)» manifiesta «que la flota extranjera se aprovecha de nuestro recurso y hay poca voluntad diplomática de Argentina por ponerle coto (…) que, pescó mucho más que nosotros; (por ejemplo) en Malvinas hay informes que detallan que 110 barcos capturaron 170 mil toneladas (y) la flota china sobre la milla 201 capturó entre 280 y 300 mil toneladas (y) nuestro negocio no depende de nosotros sino de lo que pescan otros nuestros recursos (…) en función de lo que pescan ellos, nos va mejor o peor a nosotros (…) no hay manera de competir con los costos de esa flota» (Roberto Garrone, La Nación, 17/06/2021) y detalla en la Revista Industrias Pesqueras (España, 11/05/2022) las claves del nuevo proyecto de mejora de la pesquería (FIP) en el Atlántico Sur con participación de las empresas españolas como la filial argentina Argenova de Nueva Pescanova, el Grupo Profand e Iberconsa en el que se incorpora el calamar Illex de la ZEE de Argentina, en el que CAPA lideraría la iniciativa y el proyecto de “level playing field” —igualdad de condiciones— (¿?), «donde todos los años hay un ingente número de buques, la mayoría de bandera asiática, ante la falta de una OROP en las aguas del Atlántico sudoccidental», buscando satisfacer las necesidades de “origen responsable” del calamar Illex destinado a Europa y Estados Unidos, e incentivar —manifiesta Redini— «que quienes operan fuera de la milla 200 se interesen por hacer una gestión más responsable del recurso que compartimos» y «diferenciar las capturas que CAPA realiza en su ZEE de aquella procedente de la milla 201».

En fin, al margen el ingenuo comentario de “incentivar a la pesca responsable a quienes capturan más allá de las 200 millas” y las erróneas afirmaciones de “igualdad de condiciones”, cuestión de cumplimiento imposible, en el marco de las atrasadas políticas pesqueras argentinas y la abismal diferencia económica-financiera y de disponibilidad de los mercados de la flota china y española que pesca a distancia o, cuando refiere a “recursos que compartimos”, cuando se tratan mayoritariamente de recursos que migran de la ZEE Argentina y cuya distribución debe, como refiere la CONVEMAR, tener en cuenta al Estado ribereño en desarrollo y los efectos negativos de la pesca sin control.

No sabemos de qué habla el Presidente de CAPA y OPRAS con el Subsecretario de Pesca Carlos Liberman y esperamos que éste no comparta su estrategia de poner en manos de chinos y españoles la política pesquera del Atlántico Suroccidental o que acompañe la opiniones de esta Revista española: “que lo que ocurre en estos mares se debe a la falta de una OROP”; cuya integración, debilitaría aún más la posición de Argentina como Estado ribereño y violaría la Disposición Transitoria Primera de la Constitución Nacional, ante la ocupación prepotente del Reino Unido de 1.639.900 Km2 de mar argentino y la explotación de los recursos; aunque, el propio subsecretario no nos sepa decir qué hacer respecto a las OROP, sugiriendo al Editor dirigirse a la Cancillería para que ésta dé su opinión (ver Revista Industrias Pesqueras, España, 17/03/2023)

Son muy llamativas las declaraciones del marplatense Redini a ambos medios y, humildemente le sugerimos tener mucho cuidado en “no encandilarse con las luces de la ciudad”. En los caminos que pareciera querer transitar debería tener muy en cuenta que la referida CAPA está integrada por un 68% de buques de empresas asiáticas (mayoritariamente chinas); 18% españolas y 14% argentinas; igualmente, que OPRAS, se integra mayoritariamente con empresas chinas y españolas y dos pequeñas empresas argentinas que, en el Ranking argentino de exportación de productos pesqueros de Argentina (2019) no tienen ningún rol protagónico: Pesquera Buena Vista (posición 81º) y Pesquera del Este (126º); mientras que las extranjeras: Iberconsa (posición 1º); Argenova (4º); Arbumasa (6º) y, el Grupo Profand (29º). Conocemos como se manejan, desde adentro y desde afuera, las Cámaras.

En estas condiciones, darle a estas Organizaciones el cuidado de nuestros recursos sería desconocer lo ya dicho sobre el rol chino y español más allá de las 200 millas y en Malvinas. Respetuosamente sería como “poner al zorro a cuidar el gallinero” o reciclaremos el dicho: “poner a chinos y españoles a cuidar el calamar argentino”.

Es evidente que el Estado argentino para pensar en cambiar la matriz de la explotación del calamar y combatir la pesca ilegal (INDNR) de esta especie por parte de extranjeros y, competir y/o acordar con la flota que pesca en alta mar y Malvinas (fuera de esta área ocupada), debe reformularse la política de permisos, cuotas y autorizaciones, más aún, en el caso puntual de la especie estratégica calamar Illex, que sí, —como es vox pópuli en los ámbitos portuarios— los permisos de pesca sin plazo ni reproceso tendrían un costo del orden de los US$ 3,5 millones y los con reproceso US$ 1,5 millones, sacando de competencia para hacerse de ellos a las empresas nacionales, que es, a las que se les debería dar libre acceso a estos permisos y todas las facilidades e incentivos para hacerse de esta especie argentina, estratégica y productiva.   

Un montón de piedras no es una casa”, Jules Henri Poincaré (1854-1912). 

  

* Experto en Atlántico Sur y Pesca. Ex Secretario de Estado. Presidente de la Fundación Agustina Lerena (Fundada el 21/10/2002), Presidente Centro de Estudios para la Pesca Latinoamericana, CESPEL (Fundada el 02/04/1989).

Autor de “Malvinas 1982-2022. Una gesta heroica y 40 años de entrega” (2021) y de “Pesca Ilegal y Recursos Pesqueros Migratorios Originarios de los Estados Ribereños de Latinoamérica y El Caribe” (2022).

 

AUGE Y CAÍDA DE LOS DIOSES

F. Javier Blasco*

Tras casi cien años bajo los caprichos y batutas de EEUU y Rusia en la arena internacional en lo referente a la tutela de los conflictos y el fomento de las alianzas en función de sus influencias, el papel mediador o hegemónico de ambos bloques, en su caso, aquella ha ido disminuyendo hasta llegar a desaparecer en algunas zonas como Oriente Medio y se ha ido trasladando a escenarios geoestratégicos nuevos para adaptarse a otras amenazas.

Pero, como ocurre con casi todo en esta vida, el vacío de poder o de permanencia dejado por un cuerpo, gas, líquido o entidad, inmediatamente es ocupado por otro similar que está creciendo, se expande o cree que ya ha llegado el momento de cambiar su papel; por lo que, con ello, pasan de dominado a dominador, o cómo mínimo a moderador o modelador.

Este es el caso de China que, siguiendo los preceptos marcados por Deng Xiaoping, ha permanecido décadas con un tono conciliador con sus vecinos mientras crecía en los dos poderes que hacen a una nación fuerte, respetable y potente; un importante desarrollo económico social y de la capacidad de combate y proyección de sus fuerzas armadas.

El XX congreso del Partido Comunista chino, celebrado en octubre pasado, marcó los pasos para que, en la reciente Asamblea Nacional, Xi Jinping se convierta sine die en un todo poderoso y agresivo mandatario, que enarbola y ponga en efecto el mensaje de acabar con ser la víctima de la opresión estadounidense tras décadas de decadencia, humillaciones y desplantes por parte de las potencias vecinas o las occidentales y principalmente por estos últimos.

China lleva años ocupando y militarizando islotes naturales o artificiales en el mar Meridional de China de forma que pueda crear un área de seguridad y amortiguamiento (buffer zone) entorno a su territorio natural por el mar; se ha consolidado como un socio económico de Rusia y de hecho, en gran parte, le está salvando de las restricciones internacionales montadas contra Putin por EEUU y la UE a consecuencia de la invasión de Ucrania; así como, se ha convertido en el principal inversor y comprador de todo tipo de productos en África y empieza serlo en Suramérica.

La renovación y revitalización de su tradicional ruta de la seda y la apertura de nuevos caminos para el movimiento de sus productos y abastecimientos le proporcionan una capacidad económica importante y casi sin límites a corto y medio plazo.

Los avances e inversiones en material bélico de fabricación nacional y sus importantes incursiones en el espacio, le dan un papel preponderante en el mundo al convertirse ya en el tercer país mundial en capacidades militares, aunque es la primera en número de efectivos en armas.

Debido a su creciente papel en importancia internacional, no es de extrañar, el acuerdo firmado la pasada semana —bajo su tutela— entre Arabia Saudí e Irán, dos de las mayores potencias en hidrocarburos y muy famosas —tras Afganistán— por su estricta aplicación de las leyes coránicas —según sus criterios particulares— para reanudar las relaciones rotas entre ambos desde 2016.

Ambas son grandes dictaduras teocráticas islámicas, e importantes potencias religiosas y militares, que se han visto implicadas en numerosos y recientes conflictos regionales movidos para dominar Oriente Medio y poder enfrentar sus creencias dispares —chiita (Irán) y sunita (Arabia Saudí)— que han llevado a la región a largas guerras o conflictos muy cruentos con el solo afán de crear adeptos a sus tendencias religiosas y batir a los que son contrarios a aquellas. Saudíes y persas han sido el principal elemento de conflictividad en la zona desde el triunfo de la revolución islámica en Irán en 1979.

La cruenta competencia económica y religiosa entre ambos países ha arrastrado a la región a su “particular guerra fría”, mediante sucesivos graves conflictos en Irak, Kuwait, Siria, Líbano o el de Yemen (actualmente y desde 2014) donde, de forma directa o indirecta mediante entes no estatales, han competido por su hegemonía.

No hay que olvidar que estas dos perlas islámicas son los padrinos y sostenedores ideológicos y hasta económicos de facciones terroristas de mucho calado o trascendencia internacional; así Irán promocionó y apadrina organizaciones terroristas tales como Hezbollah, Hamás o Yihad Islámica; mientras que Arabia Saudí se ocupa de grupos salafíes que han provocado la creación de los más importantes y cruentos grupos terroristas yihadistas, Al Qaeda y el Estado Islámico.

Hacer que estos dos países se unan, y siempre que el pacto triunfe y se mantenga en el tiempo, puede provocar no solo apartar y relevar a EEUU en el arbitraje de la región, que China asegure sus grandes suministros en hidrocarburos y sea reconocido internacionalmente como el urdidor de una “Pax Regional” —ya conocida con el sobrenombre de pax china— sino, poner en peligro las alianzas de Arabia Saudí con el Tío Sam y lo que es más importante, la incipiente luna de miel con Israel, el mayor enemigo de Irán.

EEUU es consciente de que la expansión china es cada vez más grande y efectiva, lo que les puede reportar grandes benéficos y, por el contrario, les complica la vida a los estadounidenses en otros escenarios donde aún mantienen aliados o muy buenas relaciones, como con Japón, Corea del sur, Vietnam, incluso la India y otras como Australia y Nueva Zelanda. De ahí los esfuerzos por potenciar al máximo el pacto estratégico —anunciado en septiembre de 2021 y bautizado como AUKUS (acrónimo en inglés de Australia, Reino Unido y EEUU)— que pretende “defender los intereses compartidos” de las tres potencias anglosajonas en el Indo Pacífico; Pacto, que hace pocas horas, ha anunciado aumentar sus capacidades navales mediante la creación de un nuevo tipo de submarino a propulsión nuclear, para lo que EEUU cederá, por primera vez, su tecnología a terceros países.

Por otro lado, los acuerdos, colaboraciones o ejercicios combinados y conjuntos con Corea del Sur y Japón han incrementado su frecuencia e intensidad en los últimos años, como un esfuerzo para parar los pies al desarrollo militar y nuclear de Corea del Norte. Precisamente, como consecuencia o reacción a uno de ellos —realizándose actualmente, el “Freedom Shield”—, el pasado domingo los norcoreanos anunciaron haber lanzado, por primera vez desde un submarino, un misil de crucero estratégico —de menor velocidad que los misiles balísticos (habituales en ellos), pero de mayor precisión—. A nadie se le escapa, que los conflictos en esta zona van en aumento y que la mano negra chino-rusa en apoyo de diversos aspectos, es muy importante.

Mientras tanto, los rusos y los estadounidenses siguen a lo suyo en su recientemente estrenada “nueva guerra fría” como consecuencia del conflicto en Ucrania, se supo el encuentro y abatimiento de un dron norteamericano por dos cazas rusos sobre aguas territoriales en el mar Negro. Un hecho éste que supone una agresión a sus medios y por lo tanto a ellos; que aunque de momento no va a tener reacción por parte de EEUU, supone un paso muy importante hacia la escalada y, además, de seguir in crescendo, requerirá alguna acción más que una simple protesta y en llamar al embajador a presentarle su disgusto.

El mundo está hecho un lío y ante cualquier traspiés —como la reciente quiebra del Banco de Silicon Valley— saltan las alarmas y tiembla todo el mundo con sus Bolsas a la cabeza; prueba de la inseguridad subyacente de que las tensiones van en aumento y que los puntos de fricción internacional ocupan escenarios cada vez más amplios e importantes, incluso aunque alejados del continente europeo; pero no todos los países ven las cosas del mismo modo, algunos o incluso muchos, pasan de todo y se creen que no se verán afectados.

Un ejemplo muy patente de estos últimos es el de España, un país que tiene sus preocupaciones gubernamentales en la creación de leyes innecesarias y absurdas como la de cambio de sexo, la del “solo el sí es si”, el aborto y el bienestar animal entre otras más por el estilo. Que se pasa el tiempo hablando del Tito Berni, del Barcelonagate, la ópera bufa de moción de censura de Vox o de la imparable subida del coste de la vida. Hechos y actos a los que el gobierno rápidamente encuentra la forma de echar arena sobre ellos para apagar los fuegos o en buscar viejos o nuevos responsables de todo ello; como el recientemente ideado del “mal tiempo meteorológico de los últimos meses” para justificar la desmedida crecida del precio de la cesta de la compra.

Basta con escuchar los noticiarios, las tertulias o abrir los diarios. Seguimos cerrando los ojos a lo que ocurre por ahí fuera; pensamos que no afecta a nuestras vidas, a pesar de que sabemos que el “efecto mariposa” llega hasta nosotros a nada que uno estornude, por muy lejano que se encuentre. 

 

* Coronel de Ejército de Tierra (Retirado) de España. Diplomado de Estado Mayor, con experiencia de más de 40 años en las FAS. Ha participado en Operaciones de Paz en Bosnia Herzegovina y Kosovo y en Estados Mayores de la OTAN (AFSOUTH-J9). Agregado de Defensa en la República Checa y en Eslovaquia. Piloto de helicópteros, Vuelo Instrumental y piloto de pruebas. Miembro de la SAEEG.

 

DROGAS Y DINERO

Iris Speroni*

La desconexión entre causas y consecuencias.

 

Tanto la Unión Europea como el Departamento de Estado de los EEUU producen informes periódicos sobre tráfico ilegal de drogas.

Argentina no figura en ninguno de ellos.

Informe Europeo sobre Drogas 2022 (Observatorio Europeo de las Drogas y las Toxomanías)

Informe del Departamento de Estado de EEUU 2021 – Volumen I

Informe del Departamento de Estado de EEUU 2021 – Volumen II

Los dos informes tienen grandes diferencias entre sí. En el Europeo no hay ninguna carga emotiva, meramente descriptiva: “tantos muertos por X, … tantas toneladas incautadas de Y… laboratorios en Z”. Por el contrario, pareciera que lamentan las interrupciones de suministros de drogas: página 19, sobre Afganistán «Los talibanes anunciaron recientemente una prohibición de la producción, la venta y el tráfico de drogas ilegales…no parece probable que los flujos de drogas hacia la Unión Europea se reduzcan a corto plazo, aunque la situación a medio y largo plazo es menos clara…una prohibición de la producción podría dar lugar a una disminución de la oferta de heroína en el mercado europeo. De ser así, sería importante vigilar el impacto». No sólo eso, brindan el servicio de dar cotización, tanto minorista como mayorista:

El informe norteamericano, en apariencia, lamenta la existencia del tráfico de drogas que presume combatir. Señala que durante la supuesta pandemia de virus corona murió más gente por sobredosis —mayormente opioides— que por COVID.

El otro punto en que difieren, además del tono, es que según las autoridades europeas, el tráfico y consumo de drogas se redujo ostensiblemente durante las restricciones establecidas por los gobiernos durante la cuarentena, mientras que el gobierno de EEUU da cifras que acreditan un incremento en las muertes por sobredosis.

El informe del Departamento de Estado de los EEUU se desdobla en dos volúmenes. El primero sobre producción y tráfico mundial. El segundo sobre lavado de dinero.

Los datos

Según el Observatorio Europeo el 85% de la heroína se produce en Afganistán. No explican cómo, luego de 20 años de ocupación del país por parte de norteamericanos y europeos, la producción aumentó y la mayoría terminó en ambos mercados. Misterio. El tráfico a Europa se da mayormente a través de los Balcanes.

Informe INCSR – Volumen I – Departamento de Estado – Informe cita página 21
Cultivos de drogas ilícitas 2012-2020 en hectáreas
«Poppy»: amapola

Informe INCSR – Volumen I – Departamento de Estado – Informe cita página 21

Cultivos de drogas ilícitas 2012-2020 en hectáreas

«Poppy»: amapola

Los europeos sostienen que el principal productor de precursores químicos es la India, debido a su gigantesca industria farmacéutica. Sostienen que parte de la producción es desviada de los canales oficiales hacia los ilegales. Según el Observatorio con anterioridad el principal proveedor mundial era China, pero que el gobierno local tomó medidas para su control y la producción y comercio se redujo notablemente.

Exportadores de efedrina, Gobierno de EEUU, op. cit. pág. 66.

Para los europeos, la cocaína proviene en su mayoría de Sudamérica y los principales puntos de ingreso son Bélgica, Holanda y España; sin perjuicio que volúmenes menores ingresen por el Mediterráneo, o por los Balcanes o por Ucrania.

Por último las drogas sintéticas, algunas son producidas en Afganistán, sin embargo Holanda y Bélgica cuentan con grandes laboratorios, parte para consumo europeo pero el resto es exportado a todo el mundo, en particular a los EEUU y Canadá.

El informe del Departamento de EEUU

De ambos, es el más jugoso. Hace un informe país por país, (en el cual, repito, Argentina no está listada).

De Sudamérica sostiene que Colombia, Perú y México son los principales productores de cocaína, mientras que Ecuador, varios países de Centroamérica (incluido El Salvador, por lo menos hasta el 2020), y Brasil son los grandes puertos de tránsito. Incluye a Venezuela pero sin grandes precisiones. México provee a EEUU no sólo de cocaína, sino de metanfetaminas, MDMA, heroína (menos que Afganistán) y precursores químicos para la producción de drogas sintéticas, en particular opioides, dentro de EEUU.

Destaco el párrafo sobre Brasil (Volumen I, página 92):

«Brazil is a significant transit and destination country for cocaine. Its porous borders with source countries Colombia, Peru, and Bolivia are three times the length of the U.S. border with Mexico. Most of the cocaine entering Brazil is either destined for its domestic market or for transit to Europe, sometimes via West Africa. Large, violent, and well-organized drug trafficking organizations operating throughout the country, such as the PCC (Primeiro Comando da Capital or “First Capital Command”) and CV (Comando Vermelho, or “Red Command”), among others, coordinate, mastermind, and protect cocaine shipments from Andean countries through northern Brazil to Europe and the United States, via the Caribbean and Central American corridors».

 

«Brasil es un país significativo de tránsito y consumo local. Sus fronteras porosas con países productores como Colombia, Perú y Bolivia tienen tres veces el largo de la frontera de EEUU con México. La mayoría de la cocaína que ingresa a Brasil tiene por destino el mercado doméstico o de tránsito hacia Europa, a veces vía África Occidental. Grandes organizaciones de traficantes violentas y bien organizadas operan en todo el país, como ser PCC (Primeiro Comando da Capital) y CV (Comando Vermelho) entre otros coordinan, dirigen y protegen los cargamentos de cocaína desde los países andinos a través del país hacia el norte de Brasil y de ahí a Europa o los EEUU, vía corredores en el Caribe o en Centro América».

Sobre Bélgica, Volumen I página 85:

«Belgium has been a main hub for cocaine entry into Europe since 2016. In the first 10 months of 2021, authorities seized 80 metric tons (MT) of cocaine, compared to 2020’s seizure of 65.4 MT. Heroin imports are also increasing (1.35 MT seized in the first 10 months of 2021), and Belgium has a growing synthetic drug production network, mostly for export. Drug exports via the postal system are a problem, with both Belgian and Dutch exporters taking advantage of the reduced scrutiny packages from Belgium receive compared to those from the Netherlands. Imports of new psychoactive substances (NPS), largely from China, are also rising, as are imports of precursor chemicals. … The organized crime networks controlling cocaine imports are often based in the Netherlands and have ties to the same South American drug trafficking rings that transport cocaine to the United States. Cocaine is most commonly smuggled in international shipping containers destined for the Port of Antwerp. In addition to the cocaine seized in Antwerp, …».

 

«Bélgica ha sido el principal nodo de ingreso de cocaína de Europa desde 2016. En los primeros 10 meses de 2021, las autoridades incautaron 80 toneladas métricas de cocaína, …las importaciones de heroína también crecieron… y Bélgica tiene una creciente red de producción de drogas sintéticas, la mayoría para exportación. Las exportaciones de drogas vía el sistema postal son un problema, del cual tanto los exportadores belgas como los holandeses se aprovechan del bajo control de los paquetes con origen en Bélgica, comparados con los provenientes de Holanda. La importación de substancias psicoactivas, en su mayoría de China, también está en crecimiento, así como la importación de precursores químicos. … Las redes de crimen organizado que controlan la importación de cocaína a menudo tienen sede en Holanda con lazos con los carteles sudamericanos que proveen cocaína a los EEUU. La cocaína es mayormente contrabandeada en containers con destino al puerto de Antwerp».

Pone como gran fuente de precursores químicos a China e India, donde están instaladas numerosas y voluminosas factorías de medicamentos legales y donde parte de sus insumos se desvían a la producción de drogas ilegales. Parte va a laboratorios más o menos clandestinos en el sudeste asiático, parte a Afganistán y a México, para procesar el opio y convertirlo en heroína, para producir drogas sintéticas y para transformar las hojas de coca.

Importadores de pseudoefredina, Gobierno de EEUU, op. cit. pág. 66.

India, Volumen I, página 142:

«India is a source, transit, and destination point for illicit narcotics. … Drug traffickers exploit high levels of technical expertise and supplies of chemicals in India to manufacture synthetic drugs and precursor chemicals for markets in the United States and elsewhere. Illicit drugs and precursor chemicals originating in India are available in Europe, Africa, Southeast Asia, and North America. … Billions of tablets of opioids and several tons of precursor chemicals originating in India were seized worldwide in 2021».

 

«India es un punto de origen, tránsito y destino de narcóticos…los traficantes de drogas explotan los altos niveles profesionales y la calidad de los insumos químicos de la India para manufacturar drogas sintéticas y precursores químicos en los EEUU y en el resto del mundo. Las drogas ilícitas y los precursores químicos originarios de la India se pueden obtener en Europa, África, el sudeste asiático, y América del Norte…miles de millones de tabletas de opioides y varias toneladas de precursores químicos con origen en la India fueron incautados en diversas partes del mundo durante 2021».

China, Volumen I, página 101:

«The People’s Republic of China’s (PRC) geographical location, vast land area, massive population, large chemical industry, and expanding economy have all contributed to its status as a major source of precursor chemicals for fentanyl and other drugs, new psychoactive substances (NPS), and synthetic drugs including methamphetamine. … Ineffective oversight of the PRC’s massive chemical and pharmaceutical industries provides an ideal environment for the illicit production of fentanyl, methamphetamine, and ketamine. Domestic use of synthetic drugs appears to be increasingly prevalent».

 

«La República Popular de China debido a su ubicación geográfica, extensión, enorme población y a su gran industria química y economía en expansión, ha contribuido a ser uno de los grandes proveedores mundiales de precursores químicos de fentanilo y otras drogas, nuevas substancias psicoactivas (NPS) y drogas sintéticas, incluida la metanfetamina… Un control defectuoso de la gigantesca industria química y farmacéutica provee un ambienta ideal para la producción ilícita de fentanilo, metanfetamina y ketamina. El uso doméstico [en China] de drogas sintéticas parece estar en crecimiento».

Dejo para lo último el informe sobre Holanda, gran socio comercial del Reino Unido y de los EEUU. Es una alianza estratégica de los tres países que parece estar tan sólida como siempre.

Países Bajos, Volumen I, página 173:

«The Netherlands is a significant country in the European and global illicit drug industry … position as both a transit state and digital gateway to European narcotics users and suppliers. The Netherlands is also home to a growing pool of specialists with deep expertise in the production of illegal chemicals as well as an increasing number of operators building/managing criminal marketing and distribution enterprises on illicit “dark-web” technology platforms. It remains a major site for global synthetics drug manufacturing and distribution including multiple amphetamine-type stimulants. The country’s maritime ports serve as major transit hubs for illicit substances, especially cocaine from South America. The Netherlands’ flagship Port of Rotterdam, Europe’s largest port, serves as a major conduit between narcotics suppliers and European consumers».

 

«Los Países Bajos es un país significativo en la industria global de drogas ilícitas … se posiciona tanto como un estado de tránsito y salida digital para los usuarios europeos de narcóticos y para sus proveedores. Holanda también es la sede de un grupo creciente de especialistas con profunda experiencia en la producción ilegal de químicos así como un creciente número de operadores que generan y administran marketing criminal y empresas de distribución en la ilícita “dark-web” y sus plataformas tecnológicas. Permanece como el mayor fabricante de drogas ilícitas del globo y la distribución de múltiples estimulantes basados en las anfetaminas. Los puertos marítimos del país sirven de mayores nodos de tránsito de substancias ilícitas, especialmente cocaína de Sudamérica. El puerto más importante de Holanda, Rotterdam, es el puerto más importante de Europa y sirve como mayor conductor entre los proveedores y consumidores europeos».

Comentarios adicionales

Varios puntos llaman la atención.

Uno, ya lo mencioné, es cómo ambos organismos públicos se desentienden de la responsabilidad del incremento en producción y comercialización de heroína, toda vez que durante 20 años controlaron la producción del 85% del total. Es una disociación de causa y efecto similar a la que efectúan los políticos argentinos cuando hablan de inflación, como si esta no fuera producida por la emisión monetaria de la que son responsables. En este caso es igual. Sin embargo el gobierno de EEUU reconoce el daño en su población (página 2):

«For the third year in a row the loss of life from drug overdoses in the United States reached devastating record highs, with over 91,000 deaths in 2020 and over 100,000 in the 12-month period ending in April 2021, according to preliminary figures from the Centers for Disease Control and Prevention (CDC)»

«Por tercer año consecutivo la muerte por sobredosis ha alcanzado nuevos picos devastadores, con 91.000 muertes en 2020 y más de 100.000 en los doce meses finalizados en abril 2021, de acuerdo a las cifras del Centro de Control de Enfermedades».

El segundo es cómo el informe de EEUU desconoce la propia responsabilidad en el abandono de la custodia de la frontera con México.

El tercero y último es que evidentemente tanto los europeos como los norteamericanos cuentan con información de dónde, cómo, cuándo y quién; sin embargo son observadores pasivos. Bastante similar a las autoridades locales.

Llama la atención el poder disociativo de los políticos entre causa y efecto.

 

Fuentes

Informe Europeo sobre Drogas 2022: Tendencias y novedades

https://www.emcdda.europa.eu/system/files/publications/14644/20222419_TDAT22001ESN_PDF.pdf

Informes de la DEA

https://www.dea.gov/sites/default/files/2021-02/DIR-008-21%202020%20National%20Drug%20Threat%20Assessment_WEB.pdf

Informe del Departamento de Estado

https://www.state.gov/2021-international-narcotics-control-strategy-report/

Informe del Departamento de Estado enviado al Congreso 2021 Volumen I

https://www.state.gov/?page_id=220475&preview=true https://www.state.gov/2021-incsr-volume-i-drug-and-chemical-control-as-submitted-to-congress/

Informe del Departamento de Estado al Congreso Volumen II

https://www.state.gov/?page_id=220491&preview=true https://www.state.gov/2021-incsr-volume-ii-money-laundering-as-submitted-to-congress/

 

Lecturas relacionadas

Buenos Muchachos (sobre el cannabis)

http://restaurarg.blogspot.com/2022/02/buenos-muchachos.html

Doña Rosa y los focus group del Comandante Larreta

http://restaurarg.blogspot.com/2023/03/dona-rosa-y-los-focus-group-del.html

Rosario: la solución Bukele

http://restaurarg.blogspot.com/2023/02/rosario-la-solucion-bukele.html

 

Artículo publicado originalmente el 04/03/2023 por Restaurar, http://restaurarg.blogspot.com/2023/03/drogas-y-dinero.html